7 consejos para tener unos pies bonitos

Como limpiar zapatos de ante
Cómo limpiar zapatos de ante
febrero 20, 2019
Como tener unos pies bonitos_opt

Llega el verano, y con él las sandalias, la playa y las ganas de tener unos pies perfectos. En este post te compartimos los mejores consejos para tener unos pies bonitos fácilmente.

¡Caminarás deseando enseñar tus pies! Y como de andar va la cosa, pisa fuerte y no te pierdas cómo tener unos pies bonitos en 10 pasos 😉

1. Pies en remojo = pies contentos

Andas durante todo el día, vas de pie en el metro, corres para no perder el autobús… Tus pies sufren y se merecen un descanso.

Llena una palangana con agua caliente (sin arder, no te pases) y remoja tus pies durante 10-15min, por la noche. Esto te ayudará a relajar tu sistema nervioso, expulsar toxinas y reblandecer la piel para favorecer la exfoliación.

2. Exfolia tus pies

Los climas secos, la falta de hidratación y otras causas pueden favorecer la acumulación de piel muerta en tus pies. Para eliminarla, exfolia tus pies después de tenerlos en remojo, con la ayuda de una piedra pómez y/o cremas exfoliantes.

3. Elimina el olor

El olor de pies varía mucho según la persona y la intensidad de su olor corporal, pero por lo general no son la zona que mejor huele en nuestro cuerpo.

Para eliminar el mal olor, puedes añadir jabón en el agua que uses para remojarlos y ponerte desodorante específico para pies antes de ponerte el calzado.

Calzado comodo para pies_opt

En verano puedes intentar llevar zapatos abiertos, como sandalias, o calzado fino con calcetines cortos y finos para que tus pies no suden tanto y prevenir el mal olor. ¡Evita cocerlos!

4. Corta y lima tus uñas

Así como las uñas de las manos pueden quedar bonitas si están largas y bien limadas, las de los pies no. Llévalas siempre cortas, sin sobrepasar el límite del dedo, y bien limaditas.

Lo ideal es cortarlas rectas para evitar que nos crezcan de manera dolorosa, aunque a algunas personas les nacen con los bordes hacia dentro y entonces hay que redondear un poquito las esquinas, levantando con la ayuda de accesorios de pedicura.

Las uñas de los pies son más duras y gruesas que las de las manos, por lo que siempre nos hará falta material específico (cortauñas, limas, etc). También nos costará menos cortarlas si lo hacemos después del baño, ya que estarán más blanditas.

5. Pintura de uñas sí, pero sin pasarse

La pintura de uñas puede quedar muy bonita en los pies, sobre todo si son colores claros. Para que dure más, aplica primero una capa de base, deja secar, y luego aplica el color que más te guste.

Es importante dejar respirar a las uñas entre aplicaciones. Esto significa que, cuando veamos que ya se está desconchando la pintura, es mejor que la acabemos de quitar con un algodón y quitaesmalte en lugar de dejarla hasta que se caiga del todo (que también queda bastante feo).

Pintura de uñas para pies_opt

Si las pintamos siempre, corremos el riesgo de que las uñas se debiliten y tengan un aspecto descolorido cuando no las llevemos pintadas.

6. La hidratación es la clave

Si te gusta lo de «mejor prevenir que curar«, este va a ser tu consejo favorito. Para evitar un aspecto descuidado, la acumulación de pieles muertas, durezas, etc., lo mejor es una buena hidratación.

La frecuencia dependerá de las necesidades de cada uno, pero no deberías hidratar tus pies menos que 2-3 veces por semana. En casos de pies más secos o talones agrietados, puedes hidratarlos a diario sin problema con cremas específicas.

En la medida de lo posible, intenta no utilizar cremas para manos. Las cremas para pies tienen un precio muy similar, hay una gran variedad en el mercado, y están formuladas especialmente para tus pies.

7. Incluye tus pies en tu rutina

El problema de muchas cosas que hacemos es que no somos constantes con ellas. Ahora lees esto, y piensas, «ostras pues sí, debería cuidar mis pies un poquito más». Quizás lo hagas hoy. Mañana quién sabe. La semana que viene ya no te acuerdas.

Intenta incluir tus pies en tus rutinas de belleza. Si has conseguido acordarte cada día de ponerte la crema antiarrugas para las patas de gallo, seguro que puedes acordarte de ponerte crema en los pies.

Pies descansados_opt

Además, algunas cosas las puedes hacer más espaciadamente, como cortarte las uñas, que no es algo que haga falta a diario. Intenta juntarlas en el mismo día, por ejemplo el domingo por la mañana, hasta que adquieras el hábito y ya te costará menos. Piensa que son 15min y tus pies te lo agradecerán. Y si no te acuerdas… ¡ponte la alarma en el móvil! 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.